Había una vez un país llamado Ecuador... ajem... Ombligo

Los valientes soldados del hermano país de Ombligo, tras La Batalla de Estonoesphotoshopburgo
¡Hola, amiguitos! El día de hoy les voy a contar la historia fantástica que pasó hace mucho tiempo en la lejana tierra de… ahm… ehm… Bigote! Sí…. Bigote… los ciudadanos Bigote vivían sus vidas felices y alegres comiendo tacos bajo el mandato de un burro copetudo que era rey (pero bueno, eso no viene al caso).

La buena gente de Bigote, como todos los seres vivos, soñaba sueños de pantalla de plata, con visión particular para su reino, soñaban con narcos de humor negro, conductoras de tráiler justicieras y ficheras románticas. Sabían, así mismo, que en el cercano reino de Hamburguesa, sus habitantes (elfos güeros y elfos afro-hamburgueseños, principalmente) soñaban con super hombres a los que las balas les evaden y atolondradas chicas que encuentran el amor de su vida, lo pierden y lo recuperan.
Lábaro patrio de lejana tierra de Bigote
Pero de los sueños de sus otros vecinos, de las tierras místicas de Españatambiénnosjodióanosotros, poco o nada sabían (muy a menudo ni siquiera sabían de su localización en el mapa, pero sabían que tan buen portero y delanteros tenían). Así que un contador de historias les hablo de 3 de esos reinos y lo hizo en un artículo dividido en tres entregas…. Entregas mágicas, claro, claro… montado en unicornio y madres así.

El primer reino del que les habló fue el país de Ombligo, localizado justo a la mitad del mundo (unos lo llaman “Ecuador” pero hoy los ignoraremos). Ahí soñaban sueños acordes con su tierra carente de otoño y de primavera (en serio, no tenían otoño ni primavera… hasta le pusieron así a una película… digo… sueño). Por suerte, su acento era bastante entendible (como si fueran mexicanos cantando el himno nacional). Algunos sueños eran:

Viene siendo Primer Impacto: The Movie
Crónicas (2004)
Dirigida por Sebastián Cordero. Drama alrededor de un reportero sensacionalista de Miami (John Leguizamo, a quién posiblemente recuerden como payaso en Spawn, perezoso en La Era del Hielo, papá de fulanita de El Amor en los Tiempos del Cólera, mata zombies en Land of the Dead o el diminuto pintor Toulouse Lautrec en Moulin Rouge) que llega de los E.U.A. con su camarógrafo (José María Yazpik, mexicano que fuera El Peyote Asesino en Santos vs la Tetona Voluptuosa Mendoza y salió en Nicotina, Colosio, etc) junto con su productora (Leonor Watling, española de Hable con Ella, Los Crímenes de Oxford, etc) y sus investigaciones sobre un asesino de niños, donde la ética y la moral del reportero comienzan a parecer menos importantes que su carrera profesional.
Destacar que participan también Damián Alcázar (a quien usualmente vemos en todas las películas sobre el lado obscuro de México: El Infierno, Un Mundo Maravilloso, La Ley de Herodes, etc… pero a veces hasta se da lujo de ser malo en Narnia… en esta de lo que se da lujo es de hacerla de ecuatoriano con mala suerte que además sabe demasiado) y Alfred Molina (quien deja de luchar contra el Hombre Araña y Robert Langdon, o serle infiel a Frida Kahlo, para ser el titular del noticiero miamenso)… pa’ colmo producen Cuarón y Del Toro…….
¿Ruta turística? Eso es para nenitas
Qué tan lejos (2006)
Esta película no-dirigida por el Sr. Cordero si no por Tania Hermida, viene siendo un viaje turístico privado por la geografía y la cultura de Ecuador… ajem… Ombligo… Una española que solo busca aventura y una estudiante local (autonombrada Tristeza) que busca detener una boda se vuelven compañeras de viaje de aventón (y mucho caminar) al presentarse un cierre de carretera por parte de trabajadores inconformes. Junto con la española iremos conociendo los paisajes y modos del país. Ampliamente recomendada para empezar si no tienes ni put… maldita idea de qué es “Ecuador” o con qué se come.
Notar que, en dicho país, comparten la expresión corporal y facial de "Ah, chingao..."
Pescador (2011)
Otra de Sebastián Cordero (notar lo inevitable que es toparse con él), esta vez enfocándose en las andanzas de Blanquito (interpretado por Andrés Crespo, a quién se puede encontrar en más de un sueño aquí enlistado) un pescador (Sorpresiva profesión en un film con ese título…), quien encuentra varios paquetes de cocaína flotando en el mar. En este anómalo suceso, ve la oportunidad de escalar en la vida y, acompañado de una colombiana que conoce el ambiente del polvo mágico de hadas sospechosamente despiertas), emprende un viaje a la ciudad de Guayaquil para sacar provecho de pescar el pez perico.

Y el cuenta historias no contó más respecto a Ombligo, pero recomendó también echarle un ojo a Ratas, Ratones y Rateros; Sin Otoño, Sin Primavera; Entre Marx y una Mujer Desnuda; A Tus Espaldas (de esta, en realidad, solo vale la pena la introducción) o Prometeo Deportado… musitó palabras poco entendibles sobre conseguir los DVD’s originales o, de no encontrarlos, algo de que casi todas estaban en un “tu tubo legendario”.

El sujeto se puso de pie y con poderosa voz como el trueno sentenció: “Voy al Baño… ahora vuelvo a hablarles de otra tierra muy lejana…
Papiro de meditación del cuenta historias
¿Qué que dijo? Bueno, supongo que esa historia será el próximo cuento… a menos que muera antes de contarlo… o lo olvide… o desaparezca misteriosamente por decir que Bigote era gobernado por un burro…

2 comentarios:

BoSsLe0nA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
BoSsLe0nA dijo...

excelente artículo, mis respetos para tu editor/corrector ortográfico/animador de sarcasmos!

Quizás también le interese

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...